Uso de cookies

Este sitio web solo utiliza cookies tcnicas propias obligatoras con la finalidad de hacer que su navegación sea segura.
Asimismo, utiliza cookies de terceros opcionales para hacer análisis estadístico de las visitas a la web y conocer su usabilidad.
Si desea más información o cambiar la configuración de su navegador, puede visitar nuestra Política de Cookies.
Pulse el botón "Rechazar cookies opcionales" o "Aceptar todas las cookies" para confirmar que ha leído y aceptado la información aquí presentada.

Las habilidades financieras y digitales de la población española. Estado de la cuestión

Octubre de 2021

La competencia digital, tal como la mide el Instituto Nacional de Estadística (INE) cuyos datos se analizan en este artículo, está basada en la metodología de Eurostat, que considera únicamente a las personas que han utilizado Internet en los últimos tres meses. La metodología establece cuatro tipos o grados de habilidades digitales en los campos de la Información, la Comunicación, la Resolución de problemas y las Competencias informáticas: sin habilidades, habilidades bajas, básicas y avanzadas.



Habilidades digitales
(% población 16-74 años)
Fuente: Afi, a partir de INE (2020)

Sin entrar a valorar cada una de los campos, destaca las bajas competencias informáticas de la población (uso de hojas de cálculo, software de edición, programación): más de una de cada tres adultos no dispone de ellas.

Pasando de las habilidades declaradas al uso declarado, la mensajería instantánea es un servicio de Internet prácticamente universal (96%). Le sigue la búsqueda de información de bienes y servicios (84%); el uso de las soluciones de comunicación (teléfono, videollamadas) con un 83%, y recibir o enviar correos electrónicos o leer noticias (82%).

Servicios de Internet usados, por motivos particulares, en los últimos 3 meses por naturaleza del servicio
Fuente: Afi, a partir de INE (2020)

La Encuesta sobre Equipamiento y Uso de Tecnologías de Información y Comunicación en los Hogares del Instituto Nacional de Estadística (INE) para 2020, última publicada hasta la fecha, muestra una incorporación de 1,2 millones de nuevos internautas en España con respecto al año anterior, pero fueron más de 2,7 millones los nuevos usuarios de banca electrónica ese año.

Así, de una población internauta de entre 16 y 74 años de 32,8 millones de personas, dos de cada tres (67%) declara ser usuario de la banca electrónica, cuando en 2019 lo hacían seis de cada diez (61%). Esto son casi veintidós millones de usuarios de banca online en España en 2020, que con seguridad veremos aumentar en la siguiente edición de la encuesta. Es sin duda una tendencia positiva, aunque no sorprendente.

Coincide con los hallazgos del Informe Minsait Payments sobre Tendencias en Medios de Pago 2020 que, analizando a la población adulta bancarizada internauta española, desvela que el 67% tiene descargada en su teléfono móvil y utiliza todas las semanas la app de su entidad financiera. Apenas un 10% declara no tenerla siquiera instalada.

Instalación y frecuencia de uso de la aplicación de la entidad bancaria principal
(%)
Fuente: Informe Minsait Payments sobre Tendencias en Medios de Pago 2020

Algo más de dos de cada tres internautas en España han contactado o interactuado con las administraciones o servicios públicos a través de Internet por motivos particulares en 2020. Un 12%, sin embargo, necesitando realizar trámites con las AAPP a través de Internet, no lo ha hecho.

Formas de contacto o interacción con las administraciones o servicios públicos a través de Internet, por motivos particulares, en los últimos 12 meses
Fuente: Afi, a partir de INE (2020)

En agregado, aproximadamente el 10-12% de la población no tiene el hábito de operar con las AAPP y con las entidades financieras de forma digital. ¿Es mucho? ¿Es poco?

España en contexto (europeo)

El Índice de Economía y Sociedad Digital (DESI) es un índice compuesto que resume cinco indicadores del rendimiento digital de Europa y que permite un seguimiento de la evolución de los Estados miembros de la Unión Europea en la competitividad digital. Estos cinco indicadores son conectividad, capital humano, uso de internet, integración de la tecnología digital y servicios públicos digitales.

DESI 2020 - resultados relativos por dimensión
Fuente: DESI (2020)

España ocupa el puesto número 16 en la UE en los indicadores de capital humano. Los niveles de competencias digitales básicas siguen siendo inferiores a la media de la UE. El 43% de las personas entre 16 y 74 años carecen de competencias digitales básicas (frente a la media europea del 42%). Estos son datos del DESI 2020 que se alimentan de la Encuesta de Equipamiento TIC en los hogares del año anterior, por lo que, atendiendo a la diferencia entre ambas cifras, España habría conseguido reducir en seis puntos el porcentaje de población con nulas o bajas competencias digitales (36%).

El DESI destaca que el porcentaje de especialistas TIC en el empleo total aumentó al 3,2% y se aproxima a la media de la UE (3,9%), así como el porcentaje de titulados en TIC (4% del total de titulados). Sin embargo, la brecha de género en esta dimensión es enorme: el porcentaje de mujeres especialistas en TIC apenas representa el 1,1% del empleo femenino total en España.

En términos comparados con la media de la UE, los servicios de Internet de los que la población internauta española hace más uso son la participación en cursos en línea (uso que se ha acentuado según los datos del INE para 2020, coherente con el periodo de confinamiento) y la reproducción de música, vídeos y juegos en línea. El 60 % de los usuarios de internet españoles utilizaban la banca por internet en 2019 (frente a una media de la UE del 66 %), pero ya se ha observado un aumento de 7 puntos en 2020, cuya comparativa con Europa se podrá conocer con la publicación del DESI 2021. El 15 % de los usuarios de internet españoles vendió en línea en 20219, por debajo de la media del 23 % de la UE, dato que en 2020 no se ha movido. Estos resultados, de acuerdo con el análisis que realiza el DESI, pueden indicar

El INE nos dice que en 2020 el 60% de los y las usuarias de Internet en España declaraban tener bastante o mucha confianza en Internet, por lo que queda un amplio margen de mejora en esta dimensión. Esta es una cuestión en la que la industria y las autoridades dedican esfuerzos (ciberseguridad), pero que requiere asimismo la colaboración en materia de autoprotección y de adopción de competencias digitales por parte de la población.

Grado de confianza en Internet
(% de usuarios de Internet en los últimos 3 meses)
Fuente: Afi, a partir de INE (2020)
Verónica López es consultora del área de Economía Aplicada de Afi.